Exfoliante facial de Mercadona: mi experiencia

Siempre que paso por el pasillo de Mercadona donde tienen los cosméticos, no puedo evitar pararme y mirar si hay alguna novedad o algo interesante que me parezca con buena relación calidad precio. Por eso, quiero hablarte sobre el exfoliante facial de Mercadona: mi experiencia.

No puedo negar que si hay algo de me llama la atención sobremanera de este tipo de productos del Mercadona es sobre todo su precio. Antes de centrarme en conocer los productos cosméticos y sus componentes, pensaba que era una ganga.

Claro está, que nadie regala nada en esta vida, y en ocasiones, lo que parece barato al principio, a la larga, puede salirte caro. Como cuando utilizas productos cosméticos que están repletos de químicos en su fórmula.

Hay que tener mucho cuidado con esto porque los ingredientes químicos pueden causarte mucho daño. Puede alterar tu salud dérmica y que tengas problemas tanto a corto como a largo plazo, y nadie quiere eso.

Además, aquellos productos que tienen muchos conservantes e irritantes no deberían utilizarse por nadie en el mundo. Y no te voy a negar que Mercadona tiene productos de ese tipo. Cosméticos llenos de conservantes y químicos que pueden perjudicar seriamente tu salud dérmica.

Pero, ¿eso ocurre también con su exfoliante? Pues sobre eso mismo quiero hablarte a lo largo de este artículo. Para que sepas si merece la pena o no la compra de este cosmético y si sus resultados son adecuados a lo que estás esperando.

En este supermercado también ocurre que puede haber buenos cosméticos, lo que importa sobre todo es aprender. Mirar y reconocer aquellos que merecen la pena de aquellos que no son buenas opciones (ni para ti ni para nadie).

Al principio cuando compraba en Mercadona los cosméticos, me fijaba sobre todo en las opiniones de los clientes. Pero claro, luego pensé que muchas de esas opiniones estaban condicionadas por los bajos precios.

Es decir, no podían decir que era un producto horrible cuando apenas habían pagado nada por él y en el mercado otros productos similares podrían costar hasta 10 veces más. Así que dejé de fijarme en esto y me centré en sus ingredientes y mis propias experiencias.

Por todo esto, sigue leyendo porque además de explicarte algunos datos importantes sobre la exfoliación, también te voy a explicar cómo es el exfoliante facial de Mercadona, a través de mi propia experiencia.

Exfoliación facial

La exfoliación facial es un proceso imprescindible que debes seguir de forma habitual para obtener una buena salud dérmica. Aunque claro, que lo tengas que hacer de forma habitual no significa que tengas que hacerlo cada día.

De hecho, la exfoliación facial solo se debe realizar una o dos veces por semana, porque hacerlo más solo te eliminaría la barrera protectora de tu dermis, provocando serios problemas de salud en tu piel.

Debes dejar tiempo entre exfoliación y exfoliación a que tu dermis se regenere y por eso, dos veces a la semana (y bien espaciados uno de otro) es fundamental.

Siempre que exfolies tu rostro estarás limpiándolo de impurezas y lo que es más importante, estarás eliminado las células muertas que tienden a acumularse y a dejar que tengas un rostro demasiado apagado y sin vida.

Si no te exfolias de manera habitual será más probable que tengas espinillas y puntos negros e incluso que los que ya tienes se extiendan por otras zonas de tu cara. Evidentemente, no quieres eso para ti.

En el mercado existen diferentes tipos de exfoliantes, siendo los físicos y los químicos los que se usan habitualmente. En el caso de los químicos no tiene nada que ver con sus componentes el nombre que tiene, si no con su reacción como producto.

Un exfoliante químico está compuesto principalmente de enzimas que penetran en la dermis y actúan desde dentro hacia fuera eliminando las células muertas y limpiando cada poro. Las impurezas se adhieren a la sustancia y se eliminan.

En el caso del exfoliante físico, son sustancias que contienen micro partículas que actúan algo agresivamente para arrastrar las células muertas y las impurezas hasta que se eliminan. Pero claro, es un poco agresivo y nada adecuado para las pieles más sensibles.

De hecho, con este tipo de exfoliantes es muy importante que se tenga en cuenta que nunca se debe frotar o apretar demasiado ya que te podrías causar pequeñas heridas. Es más, cuando te exfolias el rostro, nunca deberías sentir molestias o dolor. Tiene que ser un proceso agradable.

En el caso del exfoliante de Mercadona se trata de uno físico, por lo que la sustancia que contiene el bote presenta unas pequeñas partículas que son las encargadas de limpiar y arrancar de tu rostro toda la suciedad que te sobra.

Exfoliante facial de Mercadona

Este producto se vende como si fuese apto para todo el mundo, es decir, también para las personas que tienen la dermis sensible. Pero la realidad es que discrepo mucho de esto, porque si la tienes sensible es mejor que optes por otros productos.

En su marketing publicitario deja claro que arrastra eficazmente la suciedad dejándote una dermis suave y bien cuidada.

Las partículas que contiene son exactamente microgránulos naturales de albaricoque. Pero en su fórmula también en encontramos algunos activos interesantes como el aceite de caléndula, que al ser calmante natural quizá la marca lo venda como apto para todos.

Envase

Es un bote pequeño de 75 ml en blanco con toques naranjas. Tiene sistema antigoteo lo que lo hace bastante práctico e higiénico. Es importante que no aprietes demasiado porque en caso contrario podría salirse la sustancia y que la estuvieras desperdiciando.

Precio

El precio es de 2’50 euros. Un precio muy bajo cuando es probable que estés acostumbrado/a a precios más elevados en otras marcas. Pero, ¿merece la pena ese gasto por pequeño que sea?

Textura

Su textura, al ser un exfoliante físico es con gránulos. Textura de gel con partículas. La crema tiene un color más claro y las partículas son más oscuras para que puedas diferenciarlas bien. Se extiende bien y no deja sensación grasa.

Aroma

El aroma es agradable y bastante sutil. Es como un aroma a frutos, a albaricoque concretamente. No es para nada engorroso y cuando enjuagas tu rostro, el aroma se esfuma rápidamente.

Cómo se utiliza

Como cualquier otro exfoliaste la manera de usarlo es bastante sencillo. Antes de aplicar la sustancia en tu rostro, deberás humedecerlo para que sea más fácil extender y masajear.

Los masajes deberás hacerlo en círculos. Nunca apliques la sustancia sin humedecer antes el rostro porque podría ser demasiado agresivo para ti.

Después de masajear todas las zonas de tu rostro, tendrás que enjuagar tu rostro con agua tibia y acabar con agua fría. No apliques la sustancia ni alrededor de los ojos ni de los labios.

Esto último es importante que lo recuerdes ya que son zonas muy delicadas al tener la piel muy fina.

Ingredientes

Aunque tiene algunos activos interesantes, tengo que advertirte que tienen muy baja concentración pero lo peor no es eso. Lo peor es que en su fórmula encontrarás perfumes, químicos y conservantes.

Hay demasiados y eso no me gusta nada, ya no solo porque si tienes la piel sensible no puedes utilizarlo… si no porque tanto a corto como a largo plazo puede causarte serios problemas de salud dérmica e incluso a nivel hormonal.

Lee más: Puntos negros y espinillas ¿Cómo prevenirlos?

Mi experiencia

Por supuesto, ahora te voy a explicar cuál ha sido mi experiencia con este producto después de gastar el primer bote que compré. Cuando lo aplico rasca bastante a causa de las partículas de albaricoque que contiene.

Si tienes la piel sensible esto puede ser un verdadero problema, por lo que, si no quieres irritaciones, zonas enrojecidas e incluso pequeñas heridas, será mejor que te decantes por exfoliantes químicos.

Me di cuenta que cuando lo apliqué, por mucho masaje que hacía no salía nada de espuma y esto me desconcertó un poco. Además, tuve que tener mucho cuidado con esos pequeños gránulos porque por poco se me mete en el ojo (y eso que no masajee por la zona pero son grandes las partículas).

Después de retirar la sustancia con agua tibia y acabar con agua fría, aún habían gránulos en mi rostro y tuve que enjuagarme varias veces hasta que al fin se eliminaron todas. Esto fue algo engorroso todas las veces que lo usé porque es como si se quedasen pegadas en la piel.

Tiene un precio muy económico pero no es justificable que contenga tantos químicos y que sea tan agresivo a causa de esas partículas tan grandes. No lo volveré a comprar y tampoco te lo recomiendo porque hay otros productos menos agresivos que te cuidan mejor la piel.

La marca dice que es un producto elaborado con ingredientes totalmente naturales, pero solo tienes que leer la etiqueta para darte cuenta que es una mentira como una casa de grande.

Después de usar todo el bote, mis puntos negros y mis granitos seguían intactos y en el mismo lugar, por lo que opté por usar otro producto de alta gama para conseguir efectos, y en este caso, sí que los obtuve.

Ya sabes más sobre el exfoliante facial de Mercadona: mi experiencia, ¿lo comprarás?

Maria Jose

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entrada siguiente

Martiderm exfoliante facial: mi experiencia

jue May 20 , 2021
Exfoliar el rostro es fundamental para tenerlo bien cuidado y que además, puedas evitar la aparición de puntos negros y espinillas. Voy a hablarte sobre Martiderm exfoliante facial: mi experiencia. De esta manera y a través de mi experiencia podrás saber si es un producto que merece la pena o […]